23 de febrero de 2012

Fragmento de "El espejo tiene dos caras"

[...] Mientras estaba de pie en el altar, junto a mi hermana y su futuro esposo se me ocurrió que este ritual llamado "ceremonia de bodas" es la escena final de un cuento de hadas. No nos dicen que pasa luego... Que cenicienta enloqueció al príncipe con su obsesión por la limpieza, porque extrañaba su trabajo... No nos dicen lo que pasa luego porqué no hay un después. ¿ La esencia absoluta del amor romántico fue..?
- Sexo?
- Sexo, tu obsesión Mike, ¿Verdad?. 
- Matrimonio?
- El matrimonio, así es pero no siempre fue así. 
En el siglo XII, había una noción conocida como amor cortesano, donde el amor no se relacionaba con matrimonio y sexo; casi siempre se definía como una relación apasionada entre un caballero y una dama que ya estaba casada... Así que nunca podían consumar su amor. Tenían que elevarse mas allá,  del tipo de amor ordinario de "ir al baño delante del otro", trataban de lograr algo mas...divino. Quitaron el sexo de la ecuación, y lo que quedo fue una unión de almas.
Ahora, piénsenlo: El sexo siempre fue la poción fatal para el amor, Miren la literatura de la época:  Lancelott y Ginebra, Tristan e Isolda... La consumación llevaba a la locura, la desesperación o la muerte.
Los expertos, los eruditos y mi tía Esther comparten la creencia de que el amor verdadero tiene dimensiones espirituales, mientras que el amor romántico es solo una mentira, una ilusión, un mito moderno, una manipulación desalmada. 
Y hablando de manipulación, es como ir al cine ver a los amantes besarse en la pantalla y la música se intensifica y lo creemos ¿verdad? y cuando mi cita me da un beso de despedida si no oigo a la filarmónica de fondo , lo dejo.... Ahora la pregunta es ¿Porque lo creemos? Lo creemos porqué ya sea mito o manipulación, hay que reconocerlo, todos queremos enamorarnos. ¿Verdad? ¿Porque? 
Porque esa experiencia nos hace sentir completamente vivos. Cada sentido se intensifica, cada emoción aumenta, nuestra realidad diaria se hace añicos y entramos al paraíso. Puede durar solo un momento, una hora, una tarde, pero eso no disminuye su valor . Porque nos quedan recuerdos que atesoraremos toda nuestra vida.
  Leí un articulo hace un tiempo, que decía que al enamorarnos escuchamos a Puccini en nuestra cabeza.Me encanta eso. Creo que es porque su música expresa totalmente nuestro anhelo por pasión en nuestras vidas y por amor romántico. Y mientras escuchamos "La boheme" o "Turnadot" o leemos "cumbres borrascosas" o vemos "Casablanca" un poco de ese amor vive en nosotros también.  Así que, La pregunta final es ¿Porque la gente quiere enamorarse cuando puede ser tan corto y devastadoramente doloroso?.
- Lleva a la propagación de la especie?
- Psicológicamente, necesitamos conectarnos.
-Estamos culturalmente  pre condicionados?
-Buenas respuestas, pero demasiado intelectuales para mi. Yo creo que es porque, como algunos ya deben saber, 
mientras dura se siente condenadamente bien. [...]

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada